Slider

Las cenizas de Carmen Salinas son depositadas junto a las de su hijo en CdMx

Las cenizas de Carmen Salinas fueron depositadas junto a las de su hijo Pedro Plascencia, justo como deseaba la actriz, en el Panteón Español de la Ciudad de México. El momento fue transmitido a través de YouTube.

 

Saltillo, 28 de diciembre (Vanguardia).- Las cenizas de Carmen Salinas fueron depositadas en la cripta familiar, Lozano Viramontes, en el Panteón Español de la Ciudad de México, donde descansan con su hijo, Pedro Plascencia.

 

Carmelita gracias a Dios fue asistida espiritualmente, fuimos a darle la unción de los enfermos, se da también la absolución, porque está allí presente su alma, mientras esté el ser humano con vida todavía puede recibir los sagrados sacramentos, ella recibió los sacramentos”, dijo el padre durante la misa previa al depósito de las mismas.

 

Carmen Salinas murió el pasado 9 de diciembre, luego de estar en estado de coma desde el 9 de noviembre a causa de una hemorragia cerebral.

 

Los días previos a su traslado a la cripta familiar, las cenizas de Carmen descansaron en su casa, pero ahora, ya se encuentra en el mismo lugar que su hijo.

 

A través de una transmisión de YouTube, la familia compartió la ceremonia a la que acudió un grupo reducido de asistentes.

 

En los comentarios el público seguidor del trabajo de la también política, le deseó a Carmen el descanso eterno y pronta resignación a su familia.

 

POR FIN SE REENCUENTRA CON SU HIJO

 

Carmen Salinas deseaba reunirse con su amado hijo Pedro, después de que la pandemia los separó por el cierre de los panteones, de una manera diferente la actriz cumplió su sueño, aunque dejó a miles de mexicanos tristes por su partida.

 

no de los momentos más difíciles que vivió la actriz, fue la muerte de su hijo primogénito en 1994, después de que le detectaron cáncer.

 

Salinas se casó con el pianista Pedro Plascencia y durante su matrimonio siempre buscó ser madre, lamentablemente no podía quedar embarazada, dio a conocer que sufrió de varios abortos y perdió a un bebé durante el parto.

 

Tras varios intentos llegó a su vida Pedrito, quien era su adoración y el amor de su vida.

 

Cuando Pedro ya tenía más de 30 años, comenzó a tener problemas gastrointestinales, la actriz compartió que ella veía cómo su hijo sufría mucho por agruras, así que un amigo que era doctor les comento que quizá el dolor se debía a que no se había desparasitado.

 

“Llegó a tomarse hasta 30 pastillas desparasitantes, cuando con una al año, cuidada por un doctor, recetada por un buen médico te pueden quitar los parásitos que traigas en el estómago. Yo le decía: ‘Ve a ver un buen gastroenterólogo, ve a ver un buen doctor’”, compartió con los medios de comunicación.

 

El estado de salud de su hijo empeoró y después de varios estudios fue que le detectaron el cáncer, en su momento Carmelita detalló que, cuando supo el diagnóstico se desmayó de la impresión debido a que de eso murieron sus padres.

 

Aunque buscaron los mejores tratamientos y lucharon para vencer la enfermedad, Pedro Plascencia Salinas falleció a los 37 años por cáncer de pulmón el 19 de abril de 1994.

 

Tras su muerte, Salinas, quien quedó desecha, nunca dejó de recordarlo y amarlo, cada año iba al panteón a dejarle flores y pasar tiempo con su pequeño, hasta que la pandemia se lo prohibió.

 

 

 

 

Publicidad Efectiva

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Publicidad y Servicios